Tradicionalmente entendemos por Below The Line o BTL todas aquellas acciones publicitarias que utilizan medios de comunicación no masivos para dirigirse a públicos objetivos o targets específicos muy marcados. Antiguamente en el mundo de la publicidad se usaban estas técnicas de comunicación como complemento a las campañas en medios masivos (Above The Line o ATL) como eran la TV, radio o prensa.